3566056277_815de25664

Los jóvenes adultos con autismo se frustran fácilmente al tener dificultad con una actividad o interacción con los demás.  Los cambios hormonales, y la frustración debido a la dificultad para comunicarse e interpretar los sentimientos pueden llevar a comportamientos agresivos. Además,  las situaciones sociales para ellos pueden ser impredecibles y confusas o incluso aterradoras. A menudo carecen de las habilidades para expresar sus emociones y pueden experimentar una ‘crisis’ en su lucha por salir adelante. Pueden sentirse estresados y tensionados.

Causas como el bullying, cambios en la rutina o incluso dolor físico pueden producir comportamientos de ansiedad y agresividad. También hay que tener en cuenta los estímulos sensoriales. A veces un ruido muy fuerte o un olor puede estar molestándolos y no saben cómo comunicarlo.

Consejos útiles:

  • Mantenga la calma y recuerde que el comportamiento es un intento de comunicación.
  • Los adolescentes con autismo parecen necesitar mucha más tranquilidad que otros debido a su intenso miedo al fracaso.
  • Enséñele una frase o gesta que pueda utilizar para pedir ayuda.
  • Proporcione un lugar seguro donde pueda ir cuando se sienta sobrecargado.
  • Consulte a un terapeuta ocupacional si el joven parece tener problemas sensoriales. Tapones para los oídos o auriculares pueden ayudar a filtrar el ruido excesivo si se trata de un problema.
  • Si la conducta agresiva se produce con el fin de evitar una tarea, utilice un lenguaje claro y sencillo para decirle con firmeza al joven lo que se espera. Si el adolescente todavía está actuando agresivamente, sáquelo  tranquilamente de la situación durante unos pocos minutos. No le dé ninguna atención durante este tiempo. Una vez calmado que vuelva a terminar el trabajo. Haga un seguimiento con muchos elogios.
  • Refuerce sus expectativas para el buen comportamiento.
  • Explíquele claramente las consecuencias de un comportamiento agresivo antes de que ocurra.
  • Los profesores pueden hacer un cartel indicando claramente el comportamiento aceptable aula. Colóquelo en el aula donde todos los estudiantes puedan verlo. Todos los estudiantes de la clase deben tener una comprensión de las consecuencias de romper esas reglas. Las reglas claras en la casa también ayudan.
  • Tenga en cuenta la dificultad de la tarea que le está exigiendo, ya que si es muy fácil puede aburrirse y es muy difícil, puede frustrarse.
  • Proporcionar ejemplos de la forma adecuada de actuar con historias sociales o escenarios de juego de roles.
  • Ayudar a los jóvenes a reconocer e interpretar los sentimientos para que puedan actuar adecuadamente antes de que se desate una crisis. Un termómetro emocional puede servir.
  • Recompense y preste atención al adolescente cuando tiene un comportamiento adecuado.
  • Recuerde que el adolescente puede tener arrebatos de agresividad como un niño mucho más joven debido a un desarrollo emocional más lento.

La agresión hacia los demás

Inmediatamente después del incidente:

  • Mantenga la calma y dirija al joven a un lugar tranquilo. Si se trata de un incidente menor, ignórelo y preste atención a la persona herida. Si el joven está teniendo un colapso, llévelo a una zona segura para que puede calmarse.
  • Hacer referencia al comportamiento en un momento posterior. Es importante que tanto usted como el adolescente estén tranquilos cuando se habla de la conducta ya que hay más oportunidad de la información será procesada.

 

Las rabietas

  • Mantenga la calma y mire el berrinche como un acto de comunicación. Trate de establecer por qué se produce el comportamiento. Trate de no dar ningún mensaje verbal o visual hasta que la rabieta haya parado. Alabe el buen comportamiento!

 

Comportamientos de oposición

  • En primer lugar, pregúntese si el motivo del comportamiento puede ser ansiedad, el miedo al fracaso, falta de comprensión, falta de interés o búsqueda de atención. Trate el comportamiento de acuerdo a la causa.
  • Trate de no involucrarse en la discusión.
  • Revise sus peticiones: haga afirmaciones y no preguntas. En lugar de decir “¿puedes venir aquí” y conseguir un No como respuesta, diga “Ven aquí, por favor”
  • No le dé demasiadas órdenes o instrucciones a la vez. No sobrecargue al joven ya que pueden llegar a confundirse.
  • Fíjese que actividad está por interrumpir. Si el adolescente está profundamente involucrado en algo, es probable que no lo escuche o se enoje si le pide que deje de hacerlo sin anticipación. Evite la sorpresa.
  • En algunos casos, el comportamiento es debido a una falta de entendimiento – el comportamiento se produce para enmascarar la incapacidad para completar la tarea. Repita el pedido en una forma más simple y compruebe que el joven haya entendido la consigna.

Ser consistente

  • Si ha establecido una consecuencia concreta debe asegurarse que tanto usted como las demás personas del entorno apliquen siempre la misma consecuencia ante el mismo comportamiento. Esto puede ser agotador y requiere mucho tiempo así que asegúrese de estar preparado.

 

Modificado de: Autism help

Foto: Lou FCD via Compfight cc